Radio En Vivo

Por Rodrigo Chavez Lagraba

El Covid-19 ha corrido el eje de los discursos políticos a nivel global y logró zanjar una gran diferencia entre las posturas intervencionistas y los que intentan, todavía, salvar al mercado. En medio de la convulsión mundial, las definiciones entre las izquierdas y derechas  parecen confundirse (desde la decisión del presidente francés de destinar “todos los fondos que sean necesario” para el servicio de salud, hasta el envío de médicos desde Cuba a Italia). En ese contexto, el cantante puertorriqueño René Pérez, más conocido como Residente, y aliado de causas que popularmente están vinculadas con la izquierda, realizó una transmisión en vivo con el presidente de El Salvador vía Instagram.

El recorrido de un político influencer

Nayib Bukele trascendió las fronteras salvadoreñas al asumir como presidente de la nación y seguir utilizando la red social twitter para dar órdenes a sus subalternos. Es que, entre otras cosas, su presencia en la red fue la marca característica que le permitió ganar la elección presidencial y acrecentar su posición como representante de una nueva política.

Sin embargo, en la práctica, podríamos describir el recorrido político de Bukele como el de un virus que fue cambiando de huésped para escalar posiciones en los juegos electorales. El actual presidente de la nación no reparó en los perfiles de los partidos en los que participó durante su carrera, cada uno fue de ayuda para lograr ocupar distintos cargos ejecutivos.

En un principio fue parte del izquierdista Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), lo que le permitió ser alcalde de Nueva Cuscatlán y San Salvador de forma consecutiva y, una vez expulsado del Frente, unirse al partido de derecha Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA), gracias a quienes llegaría a asumir como el presidente más joven de la historia del país, el primero de junio del año pasado.

Desde su asunción, se despertaron diferentes expectativas sobre las medidas que tomaría después de cortar con la hegemonía de los dos antitéticos principales partidos del país, el FMLN y ARENA. Pero, como decíamos, las formas fueron más fuertes que el contenido y la trascendencia de Bukele pasó por su presencia en redes sociales, algo que contribuyó a que el pasado 24 de Marzo se lograra el streaming entre el puertorriqueño y el mandatario.

Coronavirus y políticas de emergencia

Durante la transmisión que se llevó a cabo desde la cuenta del cantante boricua, el político dio una explicación pormenorizada de cómo planea implementar el otorgamiento de 300 dólares para los ciudadanos que más lo necesitan. Esta medida, se sumaría a la de la suspensión del cobro de los servicios básicos para los salvadoreños.

Con motivos de la transmisión on line, consultamos a la periodista salvadoreña Krissia Girón, quien se desempeña como trabajadora de las radios comunitarias de ese país. Con respecto a las medidas tomadas por Bukele en relación a la cuarentena total, Girón comenta que mediante la entrevista que el presidente tuvo con Residente “nos enteramos de muchas cosas que no sabíamos en el país”.

La periodista resalta que, durante la transmisión, Bukele dijo “que, para este viernes, se estarían anunciando los mecanismos de distribución de este bono y los criterios con los que se van a seleccionar a las personas. Era algo que nosotros no sabíamos, no se había anunciado. De hecho, hay muy poca información, no sólo respecto a esa medida, sino también a otras medidas que se están implementando acá en el país debido a la emergencia”.

Con respecto a la situación del país, Girón aclara que rige un estado de excepción, “eso quiere decir que la asamblea legislativa aprobó restringir libertades que están en la constitución de la república, como la libertad de tránsito, de cambio de domicilio, entre otras”.

En referencia a esta medida, aclara que, “ya hay muchas denuncias de violaciones a los Derechos Humanos y de detenciones ilegales por parte de los militares y la Policía Nacional Civil”. La periodista señala que las personas que no pueden justificar su presencia en la calle son trasladadas a albergues donde se encuentran quienes regresaron al país desde el exterior. “Ahí tenemos otro problema”, indica, “que es la mezcla de personas que vienen del exterior con un alto nivel de contagio, con las personas recién detenidas. Y, en ese sentido, no tenemos en claro cuáles son los procedimientos sanitarios, cuales son los procedimientos de alimentación, porque ha habido muchas quejas de que a estas personas no se les está brindando alimentación adecuada y no han tenido los elementos adecuados para su limpieza”.  

Escucha la declaración de Krissia Girón

Sin embargo, el presidente centroamericano logró imprimir una frescura “sin ideologías” en la charla y promocionar las medidas que va a tomar su gobierno en referencia a la pandemia. Pero la conversación fue decantando en temáticas incomodas a partir de que  el cantante hizo referencia a un hecho acaecido en febrero de este año.

Temas incómodos

 “Para entender un poco este tema ¿Por qué metió a los militares en el parlamento? si esto ocurre en mi país, salimos a las calles”, dijo el músico, refiriéndose a la irrupción del presidente junto a un grupo de militares uniformados con armas automáticas en la asamblea legislativa, buscando la aprobación de un préstamo por más de 100 millones de dólares que otorgaría el Banco Centroamericano de Integración Económica. El destino de los fondos era para adquirir helicópteros, gafas de visión nocturna, un sistema de videovigilancia, un barco y más equipamiento para que los militares combatan al crimen.

Ante el cuestionamiento, el ex alcalde de San Salvador respondió que “la gente salió a las calles, pero en apoyo a lo que estábamos haciendo. Y hay encuestas, no nuestras”, que avalarían el accionar. Además, argumentó con datos que se refieren a la lucha contra la delincuencia, su principal discurso de campaña, y se alejó del tema central.

Pero Residente no dejó pasar la oportunidad y pidió al mandatario que explique claramente cuál era la idea de convocar a las fuerzas militares al congreso nacional. “Es una forma de presión”, titubeó Bukele. “La constitución nos permite convocar al parlamento”. De manera entrecortada, acusó a la oposición. “Ellos no quisieron llegar y se quejaron de algo que no vieron” y sentenció diciendo que “se quejaron por una imagen, pero no se quejaron porque el pueblo no tenía lo que estábamos pidiendo para ellos”.

Sin embargo, la respuesta tampoco colmó las expectativas del artista, quien recordó que en El Salvador se estaba cumpliendo el triste aniversario del asesinato del Monseñor Romero y sugirió que “esa presión podría ejercerse sin ejército”, observando que la presencia militar en un órgano democrático era de “otro nivel”.

Ese fue el pie que tomó Bukele para esgrimir su respuesta, “probablemente, ese otro nivel que decís es El Salvador”, irrumpió, y describió el beneplácito que generó en la sociedad la movilización de las Fuerzas Armadas. Ante estos argumentos, Residente optó por redondear a favor del presidente enfatizando que “la mayoría del pueblo lo apoyó”.

Más adelante, la conversación comenzó a marcar las distancias entre el cantante y el presidente cuando se adentraron en las temáticas referidas al matrimonio igualitario y al aborto. “¿Cómo su gobierno está garantizándole seguridad, paz y tranquilidad a la comunidad LGBTI?”, fue la pregunta de uno de los seguidores que René replicó.

“Leí que el año pasado asesinaron a ocho mujeres trans  y a un hombre gay ¿es cierta esta información?”, continuó el músico y agregó que “yo tengo amigos que son gay que se han logrado casar, como mi amigo Ricky Martín” y profundizó su curiosidad sobre la postura del presidente con referencia al matrimonio entre personas del mismo sexo.

Con respecto a la primera problemática, Bukele diluyo el conflicto respondiendo que eran cuestiones referidas a discriminación. “Somos casi iguales”, argumentó, “somos distintos pero eso es lo que nos da diversidad. Yo siempre digo que si algún día vinieran extraterrestres, nos uniríamos porque nos veríamos tan iguales que no veríamos las diferencias” y agregó que “así como tú tienes amigos gay, yo tengo muchos amigos gay”, omitiendo completamente una respuesta en torno a políticas concretas.

Por otra parte, Residente tuvo que insistir para obtener una declaración sobre el matrimonio gay. En la respuesta se sintió otra vez la incomodidad del político, que tuvo que salir de la posición no confrontativa. “Yo siento que el matrimonio por definición es… es como que tú digas: Matrimonio ¿Qué es el matrimonio? El matrimonio es el casamiento entre un hombre y una mujer. Ahora, eso no inhibe que tú puedas tener la pareja que quieras y que puedas tener los derechos que quieras” y pidió por un cambio de regulación legal, más que un cambio semántico que incluya otro tipo de matrimonio.

En cuanto a las problemáticas de género, Krissia Girón comenta que hay diferentes organizaciones que están impulsando proyectos de ley que buscan garantizar el derecho a la identidad de los miembros del colectivo LGBTIQ. Además, se proponen medidas para la no estigmatización y la no discriminación. Sin embargo, el presidente omitió hacer mención a ellas. “En ese sentido, no me sorprende su postura”, dice la periodista.

Pero, más allá de que, en el medio de esta discusión, Bukele logró desviar otra vez el eje, tuvo que enfrentarse con un tema mucho más candente.

El aborto y la “no ideología”

“Tengo entendido que en El Salvador el aborto es condenado como un homicidio. Yo creo que no es un homicidio. Me parece más un homicidio las mujeres que han muerto por abortar de forma insegura. Yo creo que quien debe tomar la decisión de ser madre es la mujer, no unos desconocidos que, al final, no les importa la vida de la criatura”, disparó Residente.

“Sabes que pasa”, respondió Bukele buscando posicionarse otra vez desde un terreno neutro, “yo no creo en ideologías”. Amparándose en que su respuesta vendría  desde el corazón, desplegó una batería de respuestas escuchadas por boca de quienes se adjudican luchar “por las dos vidas”.

“Yo tengo una hija y nos costó tener una hija. No fue tan rápido, como muchos que tienen la suerte de que pueden tener veinte hijos, a nosotros nos costó mucho y, como tu dijiste, cuando fuimos con mi esposa y vimos ese corazoncito, para mí era mi hija y pensar en destruirlo, o matarla…”, fue la respuesta que ensayó el presidente y que interrumpió preguntándose por qué siempre se castiga a la persona equivocada.

“Esos violadores que le hicieron eso a esa niña”, continuó con su hipótesis, “a esos deberíamos colgarlos de… de esos, y que queden colgados hasta que se mueran, pero por qué vamos a castigar al inocente”. Cerrando su postura, Bukele señaló que muchos lo iban a tildar de “facho”, pero que él no está de acuerdo con matar a alguien “y menos a alguien indefenso”.

En referencia a las problemáticas de géneros, Krissia Girón señala que es muy poco lo que se hace desde el gobierno nacional. “Se han dado casos de mujeres que han tenido abortos espontáneos o problemas a la hora del parto que se les ha capturado por aborto y luego se les ha cambiado el delito por homicidio agravado”.

La periodista declara que el presidente podría haber hecho algo por esas mujeres y asegura que el mandatario clarifica su posición con respecto al aborto en la transmisión. “En campaña él dijo que estaba a favor del aborto y que respetaba mucho a la población LGTBIQ, pero que no estaba a favor del aborto en su totalidad, sino que en algunas causales. Ahora con la entrevista con Residente, trae otro mensaje”. Según Girón, esa postura es partidaria de quienes dicen defender las dos vidas, “llamando al aborto como un genocidio”.

Escuchá la declaración completa sobre este tema de Krissia Girón

***

Resta ver cómo atraviesa la emergencia por el coronavirus el gobierno de Bukele pero, una vez que pase ¿Podrá seguir escudándose en sus palabras “desde el corazón” para sortear el debate de ideas? ¿Logrará reimponer la lógica de Fukuyama y reinaugurar un terreno “no ideologico”? La población salvadoreña y, principalmente, los colectivos que reclaman más derechos, como el movimiento feminista, LGTBIQ y las organizaciones de Derechos Humanos, seguramente formaran parte de la respuesta a estos interrogantes.

Aquí la transmisión completa de la conversación entre Residente y Nayib Bukele

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Twitter
Instagram